En el marco de la conmemoración del Día Mundial del Vitiligo, el Centro de Fototerapia Cenfoca, aporta nuevos datos sobre la prevalencia de la enfermedad, como parte de una campaña de información sobre este padecimiento. Según data actualizada de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el vitíligo afecta alrededor 2% de la población. Esta enfermedad de la piel se caracterizada por la aparición de manchas blancas como consecuencia de la pérdida total del pigmento (melanina), afectando a quienes la sufren tanto física como psicológicamente.

El Alzheimer es una enfermedad que está asociada con la edad. A medida que avanzan los años, mayor es la incidencia de la patología. Según lo señala la médico psiquiatra Yenny Fermín, en la medida en que avanza, además de irse deteriorando las funciones cognitivas -como fallas de memoria, atención, concentración, capacidad de hacer un análisis y de emitir un juicio-, se va alterando también el comportamiento del paciente.

La diabetes es una enfermedad crónica (de progresión lenta y larga duración) que se caracteriza por el aumento de los niveles de glicemia (azúcar) en la sangre. La Organización Mundial de la Salud explica que aparece cuando el páncreas no produce insulina suficiente o cuando el organismo no emplea eficazmente la que produce. La insulina es la hormona que regula el azúcar en la sangre y si falla, éste permanece en el torrente sanguíneo, lo que, con el tiempo, puede dañar gravemente muchos órganos y sistemas.

La falta de tiempo, dinero y hasta entusiasmo son algunas de las principales excusas cuando no se quiere hacer ejercicio, esto no solamente afecta en la apariencia física sino también puede traer consigo problemas de salud ocasionados por el sedentarismo. 

Todos queremos niños felices y con un futuro prometedor. De ahí la importancia de la detección y tratamiento temprano de la Artritis Idiopática Juvenil (AIJ) que a diferencia de la que padecen los adultos, sus síntomas pueden desaparecer por completo sin dejar secuela alguna. La pediatra reumatólogo Dra. Carla Álvarez de Landaeta, define a la AIJ como una enfermedad crónica que se caracteriza por la inflamación persistente (al menos seis semanas) de una o varias articulaciones, de causa desconocida y cuyo comienzo ocurre antes de los 16 años2.