13
Jue, Dic

La mayoría de los venezolanos en Brasil tienen intención de permanecer en el país

Internacionales

Ante el constante flujo de venezolanos migrando hacia Brasil, la Organización Internacional de las Migraciones (OIM) y UNICEF condujeron una segunda ronda de encuestas en el Estado fronterizo de Roraima con el objetivo de obtener un perfil actualizado de las personas que llegan al país sudamericano.

Las entrevistas se realizaron a 3785 personas en áreas de tránsito y en los municipios de Pacaraima y Boa Vista entre los meses de mayo y junio. En esta ocasión, el estudio se centró en  los niños y se obtuvo información relacionada con 726 menores.

El retrato robot del migrante venezolano indica que hay una mayoría de hombres (56,3%) respecto a mujeres (43,7%). Más de la mitad del total son solteros, con una ligera mayoría femenina. La franja edad que tuvo mayor representación para ambos sexos se situó entre los 26 y 35 años.

Entre los encuestados un 68% afirmó tener hijos, un 65% viajaba acompañado, la mayoría de estas personas cuenta con un nivel educativo medio o superior y un 4% de las mujeres estaba embarazada.

La mayor parte de venezolanos provienen de los Estados de Anzoátegui (30,8%), Bolívar (18,1%) y Monagas (17,8%).

Casi la totalidad de migrantes expresó su intención de quedarse en Brasil y solamente una minoría indicó su intención de desplazarse hasta Perú u otros países como Argentina, Chile y Uruguay.

En relación con su situación laboral, un 35% estaba desempleado antes de iniciar el viaje, casi la misma proporción (34%) trabajaba y un 23% realizaban trabajos independientes.

La mayoría de los niños no van a clase
Entre los resultados de las 425 entrevistas a migrantes que viajaban con hijos menores de 18 años y acompañantes de menores se desprende que más de la mitad (63,5%) no va a la escuela ya sea por falta de cupos, distancia o costos.

Sin embargo, el estudio especifica que se ha de diferenciar entre los menores que llegaron durante ese periodo a Brasil y los que ya estaban asentados en el Estado de Roraima.

Asimismo, la encuesta refleja que la inmensa mayoría de niños estaban al día con sus vacunas. Pese a este dato positivo, las malas condiciones sanitarias de la población pueden llegar a afectar a la salud ya que más de la mitad de los entrevistados carecía de acceso agua potable.

La encuesta contó con el apoyo financiero del Fondo Central para la Acción en Casos de Emergencia (CERF) y de la Oficina de Población, Refugiados y Migración (PRM) del Departamento de Estado de los Estados Unidos.

Otros datos de la encuesta  

Seguridad alimentaria

    Desde que llegaron a Brasil, 115 niños (16%) no tuvieron suficiente comida.
    128 tuvo que reducir el número de comidas.
    93 sintieron hambre y no pudieron comer.
    84 comió sólo una vez o no comió durante algunos días.

Trabajo infantil
Entre los encuestados, 16 personas indicaron que, en algún momento después de llegar al Brasil, un niño o adolescente bajo su responsabilidad había trabajado o realizado alguna actividad a cambio de una remuneración, principalmente como ayudantes de albañilería, jardinería y cocina.

Discriminación
El número de menores que fue víctima de xenofobia, intolerancia u otros actos discriminatorios ascendió a 45 casos, la mayoría de ellos por motivos de nacionalidad (33), seguidos por su situación económica, raza o etnia y edad.

Chip a Cookie